¡Qué pereza pensar en esas cosas, pero es necesario! ¿Te imaginas que de repente estés en un temblor y que toda tu casa comience a caerse lentamente?, ¿que quieras salir corriendo pero no puedes porque no encuentras ni a tu gato, ni perro por ningún lado y ni de riesgos irte sin ellos?, ¿qué hacer entonces?

Nuestras mascotas también sienten miedo y desesperación cuando se enfrentan a una situación de emergencia como un desastre ambiental. Al igual que nosotros, pueden perderse o salir lastimados.

Aquí te contamos algunas recomendaciones para que tú y tu peludito salgan lo mejor librados de esa situación. Recuerda que no está de más consultar con un veterinario y bomberos acerca de cómo actuar en estos casos.

(Lee también: Una catarsis… por el dolor de la partida de una mascota).

¡Toma nota y compártelo en redes con la opción que tenemos al lado izquierdo de la pantalla!

1. Tener un plan de emergencia preparado: esto te dará claridad a la hora de enfrentar una situación real. Saber dónde resguardarse, hacia donde dirigirte y llamar la atención de tu mascota para que salga contigo será más fácil si sabes que es lo que debes hacer en estos casos.

2. Identificar los escondites de tu mascota: así, al momento de una emergencia no perderás tiempo buscando a tu peludo y sabrás al primer instante de riesgo este donde acostumbra esconderse. Si se resiste a salir, utiliza una toalla o sábana para agarrarlo.

3. Tener un guacal o jaula de transporte: este, en lo posible, debe ser cómodo y amplio, ya que posiblemente tu mascota deberá permanecer mucho tiempo allí mientras el peligro pasa. Así evitas que sufra mayor estrés y que se vuele.

4. Actualizar la información y seguridad de tu peludo: verifica que la placa que lleva puesta tenga los números de teléfonos actualizados, en caso de que no tenga puedes mandarla a hacer en una tienda para mascotas. Tener una correa disponible, de esas con la que lo sacas a pasear, también te puede ayudar en estos casos.

5. Organizar un botiquín o kit de emergencia: este debe ser diferente al de los humanos. Según Andrés González, médico veterinario de la Universidad de Antioquia, algunos de los principales productos y medicamentos que nuestro botiquín debe contener son:

  • Gasas y microporo que nos sirven para detener una hemorragia en caso de una herida traumática. Además, del desinfectante como solución yodada o Clorhexidina.
  • Un anti-inflamatorio como Meloxicam para casos de golpes o fracturas.
  • Un corticoide como la Betametasona, este nos sirve en caso de una reacción alérgica de nuestra mascota como la picada de una avispa.
  • Atropina y carbón activado para casos de intoxicación.
  • Además: agujas, jeringas, toallas antisépticas, tijeras, termómetro y agua estéril para lavar las heridas.  
terremoto-sismo-temblor-ecuador-mexico-chile-china-animal-la-revista-mascotas-nepal-proteccion-animal-mundial-ok

Una foto muy triste de Protección Animal Mundial

Recuerda que en todos los casos mantener la calma es nuestra mejor aliada ya que los animales son muy receptivos a nuestras emociones y se mostrarán de acuerdo a lo que les reflejemos.

No está de más decir que mantener agua y comida de reserva es una prioridad y por nada, por nada del mundo, dejes a tus mascotas amarradas. Recuerda que si una situación es peligrosa para ti, también lo es para ellos. (Solo recuerda la angustia de los damnificados del Space). 

Si quieres ampliar la información descarga el Plan de Emergencia #mascotasegura, de Protección Animal Mundial.