Los aeropuertos no son inmunes a los casos de abandono animal, incluso por parte de los mismos pasajeros. Conozcamos dos casos que se presentaron en el Aeropuerto Internacional José María Córdova de Rionegro, Colombia.

El de Toby, un perro criollo encontrado en el hall principal, estaba muy triste y con la cola entre las patas. ¿Cómo llegó ahí? Se presumen muchas hipótesis: un pasajero no pudo viajar con él y lo abandonó, llegó detrás de su dueño y se perdió, era del sector y llegó al terminal de pasajeros explorando; pero su cara de tristeza y expresiones de temor apuntaban a un caso más de abandono o descuido.

Por fortuna, y gracias a la gestión del personal del Aeropuerto, Toby encontró hogar muy rápido. Su nuevo compañero fiel es un guarda de tránsito que trabaja en la zona del José María Córdova.

Toby

El de Celeste, una Yorkie de 6 semanas de edad, sus dueños, una pareja de extranjeros que visitaron Medellín y de paso criaderos de animales, pretendían sacarla del país sin cumplir con la reglamentación, por desconocimiento, afán o indolencia.

¿Qué pasó? Cuando llegaron al módulo de la aerolínea con la que tenían programado su vuelo, se enteraron de que Celeste, por su edad y falta de vacunas, no podía abordar el avión ya que era poner en riesgo la vida de la cachorra. ¿La reacción de los supuestos dueños? Un grito enfurecido alegando que entonces la dejaban ahí, a merced de lo que pasara con ella, sin importarles un poco, sin buscar opciones inmediatas. ¿Cómo estaba Celeste? No movía su cola, no alzaba la mirada, no respondía a ningún llamado.

La aerolínea notificó a la Policía Ambiental que inmediatamente salió en búsqueda de la pareja de extranjeros para imponerles el respectivo comparendo, en ese momento, se volvió a armar la de Troya y la supuesta dueña se vio obligada llamar a un conocido de la ciudad para que recogiera a la perrita y le diera un hogar.

Celeste

El caso de Toby y Celeste, como los hemos nombrado de cariño, es más común de lo que pareciera en los aeropuertos  y los criaderos de animales no son ajenos a esta situación que patrocinan, en la mayoría de los casos, un interés banal y superfluo de quienes quieren hacer de estos animales un negocio o tenerlos por simple lujo.

Para el caso de Colombia: comparte con amigos y familiares la nueva reglamentación del Instituto Colombiano Agropecuario, ICA, para la salida de mascotas del país

Los viajeros deberán presentarse en el aeropuerto con sus mascota (perros o gatos), con los siguientes documentos exigidos por el ICA:

  • Original y copia del certificado sanitario de salud de la mascota, expedido por un médico veterinario, con firma, número de matrícula profesional expedida por Comvezcol y fecha de expedición no mayor a cinco (5) días calendario previos al embarque.

El certificado debe contener datos de la mascota como especie, raza, sexo, edad, color del pelaje y otras señales particulares, así mismo debe especificar que no presenta heridas frescas y se encuentra libre de enfermedades infectocontagiosas y/o parasitarias.

Lee también: Procesos para el ingreso de mascotas a Colombia.

Es muy importante resaltar que la edad registrada en el certificado sanitario debe corresponder con la edad cronológica del animal y debe especificar que la mascota recibió un tratamiento antiparasitario interno y externo, al menos cinco días antes del viaje o de acuerdo a las exigencias del país de destino, con productos que estén debidamente autorizados en Colombia, indicando nombre del producto, número de lote, principio activo y la fecha de administración.

  • Certificado de vacunación vigente en original y copia, de acuerdo con la especie y edad de animal, cumpliendo con el plan de vacunación, nombre del producto, número de lote, fecha de administración y fecha de revacunación o vigencia.

Para permitir la salida de mascotas hacia países que exijan la vacunación contra la rabia, el ICA verificará que los animales recibieron la inmunización por primera vez, como mínimo 21 días antes del viaje y en los casos que el país exija un mayor tiempo, deberá cumplirse con esa condición.

Adicional a los requisitos sanitarios establecidos por el ICA, los viajeros deben tener en cuenta las condiciones exigidas por los países de destino. Conózcalas: https://bit.ly/2SJT3Xc

Para los casos en que se transporten perros y gatos domésticos menores de seis meses de edad y en cantidades de tres o más animales, éstos deben estar identificados por medio de un microchip compatible con la tecnología de lectura HDX o FDX-B.

  • Resultado y fotocopia de la prueba de anticuerpos contra la rabia, la cual es exigida por países de la Unión Europea y Japón, entre otros.

Una vez se cumpla de manera exitosa la inspección física y documental, se procede a expedir el CIS, el cual tendrá una vigencia de cinco días calendario. En caso de no darse el proceso de manera exitosa, el viajero deberá tramitar una nueva solicitud.